Entradas

Mostrando entradas de julio, 2015

MÚSICA Y VOCES

Imagen
Van a ser casi las dos y estoy ante el ordenador escuchando a Cleaners of Venus en youtube. No se maten: no los conocían ni en su casa, cuando aún tocaban. No he hecho nada en toda la mañana. Salvo tocarme las narices. Bueno, acabo de leer que descubrieron a un lord británico con un sujetador rojo y esnifando cosas que se esnifan. Yo paseo en calzoncillos por casa, como un lord, buscando argumentos que expliquen por qué me he levantado a las nueve y pico si no me he dormido hasta las cinco, y además estoy de vacaciones. Me duermo por las esquinas, dejándome caer como un trapo cuando tropiezo con un sofá, por lo cual restringo mi comportamiento ambulatorio al salón, donde hay dos. Parezco un gato en camiseta y calzonzillos, pero hasta el gato prestado que tenemos está más despierto que yo. Ya recuerdo por qué me he levantado temprano: hoy tenía que empezar a escribir El Relato Definitivo. Estoy reuniendo una colección de Relatos Definitivos de mi autoría con vistas a un penoso futuro. …

"PASALO BEN"

Imagen
“Hai que pasalo ben”. Non, non é o lema dun dipsómano diante dun finde calquera, nin o de Bárcenas camiño dunha estación de esquí. Tirei esta frase do imprevisible e marabilloso sempre mundo do futebol (lean fuchibol ). Seica o puxo en circulación un entrenador lacueiro pero con moita personalidade, máis listo ca un allo e que sabía do xogo un bo anaco... despois dun éxito dos seus pupilos revelou que foi con esas palabras que os animou antes de saír ao terreo de xogo. “Hai que pasalo ben”, repítense dende entón suorentos atletas do balón cando teñen que poñerse a xogar con el. Claro que tamén o din na cea desa noite, na festa dun finde calquera, confundidos entre os dipsómanos ou ao atoparse con Bárcenas en calquera aeroporto. Pasalo ben é o oficio do futbolista profesional e o desexo dos futbolistas afeccionados, ou viceversa, non sei, non quero menospreciar nin xeralizar: hai futbolistas que non chegan a fin de mes e outros aos que un ano enteiro                                   …

DESCUENTOS PARA SOCIOS

Imagen
Llegó a las cinco de la tarde con el cansancio de las cuatro y media sin curar. Había pasado toda la mañana en la oficina con el pensamiento hecho jirones, mientras que un pequeño trozo de su mente intentaba concentrarse en balances, ingresos, descuentos, porcentajes, dividendos... llegó a la hora del café como David Crockett en El Álamo, pero no se lo podía comentar a nadie allí porque allí nadie iba a entenderle. Y además ni siquiera les sonaba David Crockett. Sorbió un patético remedo de café negro en el que había vertido el azúcar moreno que se llevaba al trabajo para esas ocasiones.
“Sé que has venido a robarbe mi azúcar moreno” canturreó el estribillo con una sonrisa derrotada y regresó al potro con el estoicismo por bandera. Eran ya las cinco y cinco y el sol había salido. Estaba a punto de caérsele un botón de la camisa, que se derrumbaba por culpa de la dejación de funciones del trozo de hilo blanco que debía sujetarlo, y que se estaba desmelenando puntada a puntada. Contempl…

HISTORIAS CATIVAS (twelve)

Imagen
Marcio Tulio Denís Xosé Carlos Antonio Liberto Xesús Lisandro Francisco de los Santos era o nome de pía dun rapaz ao que chamaban Josito, a secas. Tanto traballo para nada. Pero a vida é así ás veces: caótica. As veces tamén é insípida. E moitísimas outras cousas, moi esdrúxulas todas.
O caso é que Josito ten caries nunha moa e está sentado na sala de espera dun dentista calquera. Dicimos un calquera porque elixiu ao chou o primeiro que lle ofreceu Google, que é quen lle leva a Josito as citas médicas. E tamén media vida, coma a todos, claro. A Josito a moa non lle doe demasiado. Fai o conto no traballo, diante do xefe e dos compañeiro, para que non o amolen moito. Josito estudara contabilidade por fascículos, dos vellos, dos de papel. Despois ampliou estudos nun par de plataformas online, cando regresou de dúas mareas medio mareado. En sentido figurado, por suposto: fartouse de chollar arreo para encher a conta dos armadores. Os armadanzas, dicíalles el. Collérono en “Pelves de O…

EN PANTALÓN DE PIJAMA

Imagen
Hay algunas cosas, pocas, comparables con la sensación que se experimenta al pasar toda una mañana de Julio vestido únicamente con un pantalón corto de pijama. Por alguna extraña razón he decidido compartir mi experiencia sobre esto último. Por razones igualmente raras he decidido que usted y otros como usted, amigo lector, sean las víctimas de esta decisión.